.

Desde mi centro

Foto realizada por mi camarita de cartera: Canon G16 – Manual – ISO 100 – f1.8 – 1/250

Hoy hace un año justo estaba mirando a esta hora el techo, pensando en una habitación blanca sobre lo que significaba estar ahi. A las 8:00 empezaría mi cirugía, una cirugía que cambio la forma en que veo la vida y la vivo, que se llevo el dolor que sentí por un par de años, espero que para siempre.

Hace justo un año fui ingresada en UC para ser operada de un tumor uterino, con ciertas complicaciones que no quiero escribir porque este post no se trata de eso.

Hace un año a esta hora tenia mi corazón lleno de tanto apoyo, de tanto cariño, de tantas palabras de aliento, de mi familia presente, de saber que mi vida cambiaría en ese momento.

Hoy es oficialmente mi alta medica, puedo oficialmente volver a hacer ejercicios como antes, puedo bailar si quiero, volver al Krav Maga, correr!

Hoy hace un año tuve la oportunidad de sentirme rodeada de seres maravillosos que espero preservar para el resto de la vida.

Les contaré que me ha enseñado esta experiencia.

– Que piensas tener muchos amigos, pero solo en situaciones duras descubres quienes lo son en verdad; quienes han estado porque les sirves y quienes han estado porque te aprecian.
– He aprendido a decir NO, no voy, no quiero, no hare eso.
– He aprendido a tomarme el tiempo para detenerme, para poner el trabajo a un lado y disfrutar de lo simple, de mi pareja, de una película, de un momento para hacer nada.
– He aprendido a separar los horarios laborales de mi vida, y ahora duermo con mi pareja y hasta vemos series (parece normal pero no lo es cuando dedicas 16h promedio al trabajo) jeje.
– He aprendido a sacar de mi vida a todo aquel o aquello que no aporte algo positivo (No les tengo tiempo).
– Me ha dado un nivel de consciencia que no tenia antes.
– He aprendido a valorar cada instante, cada segundo de vida.
– He aprendido a decir con más frecuencia; Te quiero, te amo, te admiro, te extraño… Es importante hacerle saber a quienes amamos que los vemos y son valorados.
– He aprendido que no hay algo que te haga mas feliz que sentirse agradecido.

Hoy, después de un año mi nivel de agradecimiento no se si puede medirse, no se si es posible que la palabra GRACIAS sea una palabra suficientemente potente y profunda para decir lo que siento por todos aquellos que me apoyaron durante este proceso.

Pero hoy miro hacia atrás y ya no siento miedo, miro atrás y solo veo este montón de cariño, veo a mi familia conmigo, a mis amigos, a los correos, mensajes de cariño, mi casa llena de lirios y calas blancas… Veo amor y me hace feliz desde lo mas profundo del alma.

No hay otra palabra que exprese mayor agradecimiento asi que se los repetiré.

Gracias! Graciiiias!!!!! Gracias!!! a todos los que son parte de esto, de mi vida, de el proceso, de esta lista de aprendizajes que me regalaron.

HOY, oficialmente se cierra el ciclo.

Los quiero <3

no comments
Add a comment...

Your email is never published or shared. Required fields are marked *

lo mas reciente
Menu